Más de la mitad de los españoles puede permitirse algún lujo, según Nielsen

Según el informe “Consumer prosperity” de Nielsen, un 53% de consumidores españoles declara tener una economía desahogada y que le permite darse lujos con mayor o menor frecuencia. En cambio, un 38% afirma tener sólo para básicos; mientras que un 9% se sitúa en el otro extremo del gasto y puede gastar libremente sin importar qué cuesta.

Y es que la recuperación, sin haber llegado todavía a la gran mayoría de los hogares, ha permitido que muchos españoles tengan su tesorería más saneada que hace cinco años. En concreto, un 42% así lo afirma, frente a un 22% que dice que empeoró en ese tiempo.

El caso más paradigmático es la alimentación. Es, dentro del amplio abanico del consumo, donde los españoles incrementaron más su gasto con respecto a hace cinco años. Así, un 28% de consumidores gasta hoy más que antes, tal como concluye el informe.

También nos damos más lujos con los viajes y la tecnología. Y es que los españoles somos de maleta y móvil y, con la recuperación, un 23% gasta más en ambos. Además, un 22% afirma que se deja más dinero que antes en educación, tomando la iniciativa para asegurarse un futuro más próspero.